Based in Sydney, Australia, Foundry is a blog by Rebecca Thao. Her posts explore modern architecture through photos and quotes by influential architects, engineers, and artists.

“Esas cosas en esta ciudad están de decoración”

“Esas cosas en esta ciudad están de decoración”

Confieso que, en cuanto a falencias de conducta cívica, me tomó tiempo percatarme que aquel momento de mi vida en donde una parte irracional de mi discurso creía correcto halagarse mientras comentaba que podía realizar tres maniobras a la vez: conducir un automóvil de dirección mecánica, mientras cargaba un vaso de whisky con las manos y retenía un cigarrillo entre los dedos. También confieso que me he volado demasiadas veces el semáforo en rojo; he conducido sin la apropiada licencia de conducción; he hecho cruces indebidos; he dejado que la situación tienda al soborno; he dejado el excremento de mi mascota sin recoger en el parque, he orinado con la tapa abajo; he botado basura al suelo; he dejado de manera innecesaria la luz o algún electrodoméstico prendido; he cruzado muchas veces por la calle -teniendo la oportunidad de cruzar por el sendero apropiado, bien sea puente peatonal o cebra- he utilizado documento falso para la obtención efectiva de algún trámite, así como también he notado que bajo los efectos del alcohol tiene aun menos sentido dejar atrás esta manera de proceder.


Sin embargo he aprendido que si deseo que nuestros hijos y los hijos de sus hijos vivan en un mejor país, debo comenzar primero por cambiar todas estas ‘conductas contraproducentes’ cuyas repercusiones tan solo disminuyen la probabilidad de que sea factible una modificación social a gran escala; la cual cuenta con el efecto multiplicador de ustedes amigos lectores. Además he aprendido que los colombianos y las colombianas están dispuestos a hacer lo necesario, por encaminar nuestros próximos pasos hacia la prosperidad. Por esta razón deseo invitar a todos y todas a que seamos sinceros y dejemos de promover, fomentar y ejemplarizar cualquier tipo de conducta contraproducente.


Con todo y esto, cualquiera podría decir que muchas personas no recogen la basura que deja su perro en el parque. Propongo que siempre pensemos en que a cualquiera se le puede olvidar la bolsa y que carguemos dos o tres de ellas en lugar de la usual única, por si acaso al prójimo se le quedaron las suyas. Que si viene alguien y afirma que las cebras están de decoración, dígale aparte que la prevención sí hace la diferencia; pero que una vez este montado en ellas tiene usted la vía salvo el caso del semáforo, donde un sistema sincronizado regula a quien otorgársela. Que siempre que entro al baño público esta sucia la tapa entonces no me preocupo por levantarla. Propóngale promover el buen uso del inodoro en su trabajo u hogar, al mismo tiempo que le aconseja que cuando termine de hacer sus necesidades, deje arriba la tapa para el siguiente usuario.


Que el semáforo se demora demasiado tiempo en rojo, que se puede poner peligroso en la noche y me toca volármelo. Pues aconséjele que se ponga en contacto con algún Edil, que él a su vez contactará algún Concejal, a quien le compete diligenciar el Derecho de Petición con las firmas que usted se dispondrá a recoger. Que como así que un derecho de petición. Compártale, sí, los ciudadanos tenemos el derecho de pedir que el distrito atienda alguna petición con tiempo de respuesta máximo de quince (15) días hábiles, que trate por ejemplo, de la contratación de alguna consultoría por medio de la Secretaría de Movilidad que atienda la solicitud de hacer un estudio para verificar que los tiempos entre cambios de semáforo, son correctos. Inclusive, que estudie la posibilidad de permitir el cruce en determinadas horas y en ciertos días, con la debida señalización en cada dirección de la intersección.


He presenciado personas que escupen o tiran basura, sin pensar dos veces en la consecuencia a largo plazo de ejemplarizar  dichas conductas; o mas bien,  su efecto directo en la posibilidad de creer en un cambio. De hecho de esto esta compuesto la virtud con ímpetu que tuvo Mahatma Gandhi para liberar a India al pregonar que la primera y la mas importante de las batallas que hay que librar, está en el fuero íntimo de cada persona. Pienso que efectivamente es así.


En fin, existen muchas otras situaciones de conductas contraproducentes que conocemos y debemos empezar a cambiar ahora, para que el día de mañana, se separe de nuestra percepción esa referencia de las cebras que hoy en día tenemos: “esas cosas en esta ciudad están de decoración”.


Con entusiasmo y optimismo,

Sebastián Andrés